Practicando “des-museo naval” en Vigo

131007_PESQUERO BERNARDO ALFAGEME_00

Primeras repaciones a bordo del “Bernardo Alfageme” tras donación

El alcalde de Vigo quiere fondear el pesquero “Bernardo Alfageme” en una rotonda de la ciudad. La historia naval de Vigo a la deriva, con un Museo del Mar vacio de contenidos.

Destructores de la memoria histórica naval de Vigo. Interesante artículo publicado ayer por el diario Faro de Vigo, titulado: El “Bernado Alfageme” fondeará en Coia; del cual me quedo con la palabra “errática” porque es el fiel reflejo de una ciudad sin cohesión, manipulada por los políticos de cualquier catadura.

La historia naval de Vigo, de la gloriosa flota de la otrora industria naval y pesquera viguesa, se la ha cargado los propios vigueses, en especial los del sector, y los políticos.

Han desaparecido barcos de gran interés histórico y cultural como los buques aljibe “Hydra II” con 131007_PhCampalans_ALPcasco de madera, construido en los años sesenta, con máquina de vapor; ahora propiedad de una empresa de El Grove, que tras reconstruirlo lo utilizan como museo flotante por todo el litoral español. El “Campalans”, construido en los años treinta del pasado siglo por los astilleros Hijos de J. Barreras, que operaba en el puerto de Vigo como buque de servicio de Campsa, propulsado por dos maquinas de vapor (57,30 metros de eslora, manga 11,13, calado 12,9 metros, potencia 350 HPE). Y que antes de su desguace un grupo de vigueses intentaron posicionarlo como museo, pero la falta de sensibilidad de la administración pública hecho al garete.

.

Tenemos un Museo del Mar patético por las distensiones de los queridos “políticos”. Con miedo, 131007_SUBMARINO SANJURJO BADIA_02seguro, la familia Sanjurjo ha donado el “Submarino Sanjurjo Badía”, un mini-submarino o boya-lanzatorpedos (así lo define en Faro de Vigo los periodistas Javier Mosquera y Maria Villar). Una preciosidad de artilugio que vi por primera vez durante la Wordfishing de los ochenta en Vigo.

Por nuestra ría han pasado todo tipo de embarcaciones como el yate “Saint Michel III” de Julio Verne, en junio de 1878, el escritor que hizo referencia a la ría de Vigo en su libro “Veinte Mil Leguas de Viaje Submarino”. La única huella que existe hoy día es una estatua del “capitán Nemo” junto a la isla de San Simón, idea gracias a la tozudez del ya desaparecido pintor Moncho G. Lastra; y otra que hay cerca del Real Club Naútico de Vigo, en el mueller de la “marquesina”.

131007_POSTAL SAINT MICHEL III de jules-verne

También recaló en nuestra ciudad estuvo en diciembre de 1931 Vito Dumas con el velero “Legh II”, yate de madera de 12,80 metros de eslora con el que hizo la travesía en solitario desde Arcachon (Francia) hasta Buenos Aires, con el que pretendía dar la vuelta al mundo a vela.

Otro despropósito ha sido el destino del velero “Galicia 93 Pescanova”, embarcación construida en Vigo que participo en la vuelta al mundo Whitbread 93-94, donde finalizo en tercera posición tras ganar la Fastnet Race y la Vuelta Europa en 1993. Y que ahora está en un puerto italiano cerca de Roma tras ser vendido previamente por la empresa Pescanova a un equipo sueco de vuelta al mundo liderado por Paul Cayard. Por cierto, el velero que está en Punta Lagoa no es el verdadero Galicia 93 Pescanova, es el que fuera “Tokio” en la regata vueltamundista de  1993, comprado en 2005 por Pescanova para hacer un “paripé” con motivo de la salida de la regata vuelta al mundo desde Vigo. Hay que darle las gracias a Pedro Campos que “Galicia 93”, velero emblemático de la vela oceánica española, desapareciese de nuestra ciudad, sus ansias egocéntricas provocaron que Pescanova lo vendiese en 1994.

Fondear el “Bernardo Alfageme” en tierra. Y ahora aparece el actual alcalde Vigo con la idea peregrina de colocar el pesquero “Bernardo Alfageme” en la rotonda de la Avenida de Castelao, al cutre estilo de ciudades o villas como La Coruña o Baiona La Real. Una ubicación donde más soplan los vientos de otoño e invierno en nuestra ciudad; vamos, que colocándolo  en ese lugar, el “Bernardo Alfageme” volverá a experimentar temporales de antaño pero en tierra adentro.

131007_PESQUERO BERNARDO ALFAGEME_02

Por lo que he podido saber, la desidia de los regidores municipales ha provocado un gran deterioro del interior de este pesquero desde el 2000, año en que fue entregado por la anterior armadora. Tan solo es recuperable la sala de maquinas y el motor, lo demás ha desaparecido. El “Bernardo Alfageme” fue dado de baja como pesquero en 1998 tras cuarenta y cuatro años de vida activa. Un buque de 27 metros de eslora que fue construido por los astilleros Hijos de J. Barreras en 1944.

Con todo esto, yo diría que el Sr. Caballero y compañía está levantando una cortina de humo ante otras vicisitudes más negativas, y preparando el campo de batalla para otros objetivos más beneficiosos. Porque alrededor de todo el mundo hay Museos Navales, del Mar, etc. donde miles de personas visitan diariamente tras pagar una cuota de entrada.

Y como se suele decir: Aviso a los Navegantes; pocos años le quedan de servicio al buque “Rías Baixas”, barco auxiliar de reparación de boyas y faros, propiedad de la Autoridad Portuaria del Puerto de Vigo. Fue construido en 1967 por los astilleros Construcciones Navales Yarza.

Cosas del destino, que contrariedad que el Sr. Caballero, licenciado en náutica por la Universidad de La Coruña, que no es natural de Vigo, que fue Presidente del Puerto de Vigo, marque el destino en tierra del pesquero “Bernardo Alfageme”.

Ironías de la vida, seguro que muchos vigueses habrán ido de turismo a otras ciudades españolas o europeas y no dudarían en pagar un dinerillo para acceder al Museo del Mar del lugar. Y sin ir tan lejos, en Baiona, a unos veinte kilómetros de Vigo, hay una “replica” de la Carabela La Pinta donde se paga “2 euros” por visitarla.

c) Dury Alonso / www.pontoon.es