VENDEE GLOBE, MUCHO ESTRES EN CABO HORNOS

glace-cap-horn2-r-644-0_010113.jpg

Hielos a la deriva desde el mes de octubre. Macif y Banque Populaire pasaran hoy cabo Hornos. Problemas de piloto automático en el Team Plastique

En el “ojo de la aguja”. Casi, casi, es por donde tendrán que pasar los primeros de la Vendée Globe en la zona de cabo Hornos (antiguamente la puerta por donde pasaban los mercaderes con sus camello cargados de mercancías; en griego la palabra aguja significa puerta).

Cabo Hornos, un lugar donde los vientos se encañonan entre las costas de la Antártida y Tierra de Fuego. La orografía de las montañas sube hasta los 200 metros de altura. Un paso de mar de algo más de 500 millas, donde los fondos pasan de 5.000 a 3.000 metros en su parte central; y en las proximidades de cabo Hornos se reduce hasta los 100 metros de profundidad.

tanguy-de-lamotte-initiatives-coeur-r-644-0_130101.jpg

Sí a las peculiaridades del lugar le sumamos 52 días de regata en solitario a bordo de un OPEN 60, navegando a más de 18 nudos de velocidad, con un buen numero de icebergs y placas de hielo a la deriva; la virulencia del estrés se dispara en lo más profundo de la mente de los patrones. La lucha interna del subconsciente y consciente tiene que ser muy difícil de gobernar, y de regalo el recuerdo del rescate con vida de Jean Le Cam hace cuatro años por Vincent Riou. ¡Alguien da más!

Como dice el Doctor Jean Yves Chauve: “Mente fría, pese al frío”. Él lo describe como una reacción brutal cuando el anemómetro se dispara por encima de los 35 nudos de viento. «El agudo silbido de la quilla va en aumento, como si se tratara de un avión cayendo en picado. La velocidad sigue subiendo. El barco baja una ola como si se precipitara por un tobogán. En el interior las trepidaciones se desbocan. Tienes la impresión de ser arrastrado en un descenso vertiginoso, en el que no puedes controlar nada. ¿Cómo acabará?»

Hielos a la deriva desde octubre. A última hora de ayer, la Dirección de Regata y la empresa CLS informaban a los navegantes la situación de los hielos a la deriva en todo el recorrido, desde el Sur de Tasmania hasta cabo Hornos. Una información que le trasladan diariamente, y que en algunos momentos ha provocado el cambio de posición de las puertas de seguridad en la ruta austral.

En la zona de Hornos hay una gran concentración de hielos a la deriva. El pasado 21 de diciembre un gran iceberg, de 100 metros de largo y 200 metros de alto, embarranco al borde de la plataforma continental al Sur de la isla Diego Ramírez (a 57 millas al Oeste de Hornos), se ha roto produciendo bloques de hielos menores a lo largo de 3 kilómetros que van directos hacia Hornos.

on-board-foncia-skipper-michel-desjoyeaux-fra-r-644-0_130101.jpg

«En estos momentos no se recomienda navegar por todo el sector de sotavento y de sotacorriente de su antigua posición, es decir, una zona que sube hacia el nordeste –comento Louis Mesnier de CLS (20:40 – 31.12.12)-. Lo hemos indicado a los patrones. No sabemos el tamaño de los pedazos que pueden subir hasta la isla de los Estados (al Este de la punta suroriental de Argentina) y en el estrecho de Le Maire (el brazo de mar de 30 km de ancho que separa Argentina de la isla de los Estados).

De lo que estamos seguros es que en el sector tenemos al menos un segundo gran iceberg de 400 metros, más al Norte. Este cala 300 metros (de profundidad) y es probable que vaya a embarrancar en los bajíos de Birdwood Bank, cerca de las Malvinas. Hay que añadir que esta situación no tiene nada de excepcional. Pero desgraciadamente hoy afecta a la regata. Pensamos que esos icebergs situados alrededor del cabo de Hornos corresponden al grupo que observamos en el mes de octubre a la altura de la actual puerta Australia Este. Un grupo que había derivado a razón de 17 millas al día.»

A menos de 150 millas Hornos. En el parte de posiciones de las 07:00 UTC de hoy 1 de enero de 2013, Macif y Banque Populaire navegaban al Oeste de Hornos, a unas 50 millas de la costa oriental de Tierra de Fuego, con una separación lateral de 30 millas entre ambos OPEN 60 y 25 millas al Norte de la ruta ortodrómica Vendée Globe.

En términos coloquiales, Macif y Banque Populaire “van altos”, navegan por encima de la ruta ortodrómica hacia Hornos desde las 00:00 horas UTC de hoy. Una tendencia que llevan haciendo desde el pasado día 30 de diciembre de 2012 para evitar, en la medida de lo posible, un encuentro poco agradable con los hielos en Hornos. Cuanto más pegados pasen cerca de tierra, en teoría, tienen más posibilidades de esquivar las trayectoria de los icebergs y placas de hielo.

banque-pop_vg_053_p.jpg

 «Sobre el paso del cabo de Hornos, los rutajes me hacen pasar el cabo de Hornos en la noche del 1 al 2 –Armel Le Céac´h, patrón Banque Populaire (15:51 – 31.12.12)-. Para mí, por tanto, debería ser de día, lo que no está mal para ver los posibles pedazos de hielo en la zona…

Respecto de los icebergs localizados en el cabo de Hornos, son una fuente de estrés. Hay algo desconocido, sobre todo con los growlers (fragmentos de hielo más pequeños desprendidos de los icebergs), que no se pueden detectar. Hay un mucho de aleatorio en todo eso. Espero que vaya bien, pero estaré atento. Estaré ocupado mirando fuera para asegurarme de que todo vaya bien.

Cabo de Hornos es mítico. La última vez tuve muchas emociones. Este año, las condiciones son un poco picantes con el tema del hielo; ya veremos. Es un momento importante, un momento particular en mi vida de navegante. Intentaré apreciarlo en su justo valor. Hace cuatro años se estaba salvando a Jean Le Cam. No sé si os acordáis…»

A las 06:00 UTC de hoy, las condiciones de viento para Macif y Banque Populaire son muy favorables, navegan delante de un frente frío. Viento del Noroeste de 18 nudos, con rachas de 25 nudos. Mar de fondo del Oeste, con olas de 2 metros y mar de viento de 2 metros. Por el contrario el cielo estaba cubierto, con llovizna y la temperatura no superaba los 8 grados centígrados.

Todos en el Pacífico. Después de 52 días de Vendée Globe el total de la flota navega en el océano Pacífico, el último en entrar ha sido el Team Plastique, navega al sur del mar de Tasmania, y el primero en salir será hoy Macif. Ambos OPEN 60 separados por 5.123.3 millas náuticas.

alessandro-di-benedetto-team-plastique-r-644-0_130101.jpg

Pero Alessandro D Benedetto tiene problemas a bordo del Team Plastique, el piloto automático le está fallando desde hace varios días: “… He tenido algunos problemas de piloto automático, por lo que voy mucho menos rápido para evitar cualquier trasluchada involuntaria. Para el nuevo año espero resolver mi problema de piloto automático (risas). En lo demás, mi deseo es acabar bien mi Vendée Globe.

(Sobre su encuentro con un barco) Vi una mancha blanca en el horizonte y pensé que era un iceberg. Tuve miedo, pero de hecho era un barco japonés de investigación oceanográfica. Con el sol pensé que era un iceberg. Al final, ese pequeño espanto fue algo agradable. Intercambié unas palabras en japonés con ellos, fue fantástico.”

El punto más interesante de la flota ahora está en Puerta Oeste Pacífico, formado por el grupo de cinco OPEN 60. Gamesa, Mirabaud y Acciona Sailing ya la han cruzado, y van hacia el Sureste. Mientras que Akena Vérandas y Cheminées Poujoulat se dirigen hacia el Noreste para cruzarla, están a 245 millas de esta puerta de seguridad. Y por lo que se puede ver en el tracking de la regata, no sería de extrañar que se crucen en algún momento algunos de estos OPEN 60, concentrados en un espacio de 31,250 millas cuadradas (57.875 km2, en medio de un océano de 165.200.000 km2).

A proa del Gamesa, en el sexto puesto, Synerciel sigue sumando millas a su favor, le lleva una ventaja 466 millas. Una renta muy cómoda para Jean Le Cam, que cada día parece más cabreado con el océano Pacífico: “Estoy harto de aguantar depresión tras depresión, en esos mares imposibles”.

TRACKING VENDÉE GLOBE

c) Dury Alonso