TENTANDO A LA MUERTE POR UN PUÑADO DE PERCEBES

121213_percebeiros_w.jpg

Toda precaución en la mar es poca. Hay muchas ayudas: chalecos salvavidas atomáticos, cascos, etc… ; que no se utilizan.

Llegan las navidades y las viandas del marisco se disparan, sube la demanda, sube el precio y los mariscadores, en concreto los del percebe, arriesgan sus vidas para redondear los ingresos del mes, sobre todo en una época en la que la económica es dura para todos los españoles.

Nunca he sido, ni seré, percebeiro, los admiro por el valor que le ponen cuando van con su rasqueta y el saco a por la cuota diaria que les asigna la cofradía pesquera del lugar. Una labor siempre arriesgada aunque la mar tenga un aspecto manso, hasta que de repente las olas deciden cobrarse una presa entre la rompiente.

Hay mucha literatura sobre la vida, la profesión, avatares y desgracias del “percebeiro”. Sobre todo cuando hay una tragedia como la lamentablemente acontecida hace unas horas en la costa del municipio de Oia (en la costa atlántica entre Bayona y La Guardia). No voy abundar en esas vertientes, sí en otras que no se valoran, ni se cuidan en lo relativo a la seguridad personal. Y tampoco no  entrare a comentar si el helicóptero llego a tiempo o no llego al lugar del trágico suceso de Oia, también se puede caer por el camino.

Precaución y prevención, tienen que ser las palabras más sagradas para cualquier marinero en el mar, mucho más cuando estas cerca de costa porque las vías de escape siempre se reducen a la mitad como mínimo. Y si además no podemos contar con ayuda externa, desde otra embarcación, o vía aérea, mucha más precaución.

2011121451coruna_m.jpg

Hace tiempo que la Conselleria de Pesca de la Xunta de Galicia subvenciono la instalación del sistema AIS en las embarcaciones de pesca de bajura. Al objeto de asegurar la trazabilidad de la pesca del pulpo frente a la competencia en los mercados de cefalópodo no gallego. Muchos han utilizado la citada subvención, entre otras cosas porque también ganarían un dinero de por medio, pero no todos lo utilizan esta herramienta electrónica porque el objetivo del AIS no es decir que el pulpo se pesca en las Rías Baixas, sino indicar la posición de una embarcación frente a otras, un sistema de seguridad para la navegación, evitar los abordajes y facilitar las tareas de salvamento al conocer la posición de la embarcación. Como el AIS emite la posición y el indicativo de la embarcación, y otras reciben esa información, a muchos no les interesa que sepan donde están pescando. ¡La pescadilla que se como el rabo!

Y hace unas semanas la empresa Scio IT, junto el patrocinio del Grupo Inditex, presentó a bombo y platillo un nuevo traje de aguas denominado “Safe to Sea” para la seguridad marítima de personas en la mar a bordo de pequeñas embarcaciones pesqueras, en situación de hombre al agua. Traje que ha sido homologado por el Centro de Seguridad Marítima de Jovellanos, perteneciente a Salvamento Marítimo. Que costara unos 3.300 euros, el 61% será asumido por la UE e Inditex pagara el 19,5%  y el resto el comprador, así que al armador le costara  sobre 1.715 euros. ¡Qué es eso con el valor de la vida! A ver cuántos venden.

121213_percebeiro_foto_lavozdegalicia_roncudo.jpg

Algún marinero, algún percebeiro dirá que ese tipo de traje no sirve para ir a por él percebe, que les será muy incomodo, pesado, y un largo etc.…. Seguro que ese traje no es el indicado para esa tarea, pero es que en el mercado hay muchos más accesorios que un buen traje de neopreno para ir a mariscar percebe.

Como dice el protagonista del video “Percebeiros”: “No hay que ser temerario. De valientes está el cementerio lleno”. Un video donde se puede ver lo mucho que arriesgan los percebiros y la ausencia total de material de seguridad suficiente, ni un mísero chaleco salvavidas automático, ni un casco de seguridad.

captura-de-pantalla-2012-02-27-a-las-170249-638×250.png

Hay buenos arneses de seguridad con chaleco salvavidas hinchable, con radio baliza incluida, luz de situación, etc. Lo que se conoce como protección hombre al agua, son ergonómicos y homologados bajo Norma ISO 12402-3, especifica para chalecos salvavidas. Muy conocidos en el ámbito de la náutica deportiva de alta competición, en regatas de vela ligera u oceánica.

 

065045_p_chalecosalvavidas-automatico-besto.jpg

Hay muchas marcas en el mercado. De hecho la empresa gallega BAITRA distribuye para España los chalecos salvavidas Besto-Reddding, de fabricación holandesa, homologados y con todos los para bienes legales, con precios al publico entre 100 y 300 euros, que pesan tan solo 300 gramos y tiene un hinchado rápido de hasta 275 Newtons.

 gathsurfhelmetl.jpg

Otro buen accesorio son los cascos que se utilizan habitualmente para hacer kayaks de olas, surf extremo, vuelta al mundo a vela, etc. Y que ahora también se usan en los catamaranes de la Copa América, tanto en los d 45 pies como 72 pies de eslora. Su precio ronda los 150 euros.

oracle-gath-2.jpg

No digo que un buen chaleco salvavidas te salve la vida, o el uso de un casco protector, pero todo ayuda, todo ayuda. Aunque sé que muchos profesionales de la mar dirán: “y la subvención de cuanto es, que descuento me van hacer,…”; ¡Porca miseria!

¡Que poco le queremos a la vida!

c) Dury Alonso

info@dury.es